Pago en efectivo de viviendas: lo que debes saber según hacienda

Pago en efectivo de viviendas, lo que debes saber según hacienda
Pago en efectivo de viviendas, lo que debes saber según hacienda

La reciente tendencia al alza en la compra de viviendas al contado, impulsada por la inestabilidad del sector inmobiliario y las fluctuaciones del euríbor, ha generado interrogantes sobre la viabilidad de realizar estos pagos íntegramente en efectivo y las restricciones impuestas por la Agencia Estatal de Administración Tributaria (AEAT) para prevenir el fraude fiscal y el blanqueo de capitales.

Limitaciones legales en los pagos en efectivo

La Ley 11/2021, de 9 de julio, establece límites claros a los pagos en efectivo para combatir el fraude fiscal:

  • Operaciones con empresarios o profesionales: Los pagos en efectivo no pueden superar los 1.000 euros.

  • Operaciones entre particulares: El límite se amplía a 10.000 euros cuando el pagador no tiene domicilio en España.

Estas restricciones son una medida directa para supervisar las grandes sumas de dinero y garantizar la transparencia en transacciones significativas, como la compra de una vivienda.

¿Es posible pagar una vivienda en efectivo?

La respuesta varía según la naturaleza de la transacción:

  • Entre empresarios/profesionales y particulares: Las entregas en efectivo están limitadas por los umbrales legales mencionados, exponiendo a las partes a posibles sanciones si se exceden.

  • Entre particulares residentes en España: Se permite el pago total de la vivienda en efectivo, aunque se requiere dejar constancia de la transacción ante notario, especialmente si la cantidad supera los 100.000 euros, en cuyo caso se debe notificar a la AEAT mediante el modelo S-1.

Recomendaciones para compradores

Al optar por el pago en efectivo, es esencial obtener y conservar un comprobante de la procedencia del dinero por un periodo de cinco años, ya que la AEAT puede solicitar esta información. Esta práctica no solo asegura el cumplimiento con las normativas vigentes sino que también protege al comprador frente a posibles revisiones fiscales.

Aunque la compra de viviendas en efectivo es una opción viable bajo ciertas condiciones, es crucial estar al tanto de las limitaciones legales para evitar infracciones y posibles sanciones. La transparencia y la documentación adecuada son fundamentales para llevar a cabo estas transacciones dentro del marco legal establecido por la AEAT.