ATA prevé un año desafiante para los autónomos en España en 2024

Año desafiante para los autónomos en España en 2024
Año desafiante para los autónomos en España en 2024
  • Entorno complicado: Según ATA, el año 2024 augura dificultades para los autónomos debido a la desaceleración económica y el estancamiento del empleo en sectores clave como el comercio, hostelería, industria y agricultura.

  • Cambios fiscales: Nuevos ajustes en el sistema de cotización se acercan en 2024, con reducción de la carga impositiva para ingresos bajos y aumentos para tramos superiores.

  • Bonificaciones y programas de apoyo: Se mantienen ventajas como el Kit Digital y la cuota cero, ampliando su alcance a más regiones, así como la tarifa plana para reducción de cotizaciones en los primeros meses.

  • Bonificaciones para grupos específicos: Mujeres menores de 35 años, hombres menores de 30, víctimas de violencia de género o terrorismo, personas con discapacidad y para la maternidad continuarán recibiendo bonificaciones.

  • Deducción de gastos: La ley contempla gastos deducibles, incluyendo gastos corrientes, porcentajes del IVA en vehículos utilizados para la actividad, suministros de trabajo desde casa y cursos de formación.

Perspectivas preocupantes para los autónomos

  • Desaceleración y aumento de costes: El Barómetro de ATA muestra que el 80% de los autónomos experimentaron un incremento en los costos en 2023, lo que dificultó el desarrollo de sus negocios. El acceso a créditos se vuelve más complicado, y la morosidad en aumento.

  • Impacto en el empleo: La mayoría de los autónomos no prevén expandir sus plantillas. Lorenzo Amor, presidente de ATA, predice un crecimiento económico y de empleo por debajo del 1,5% y entre 190,000 y 230,000 empleos más, respectivamente, lo que reduciría la tasa de desempleo a algo menos del 12%.

  • Inflación y futuro económico: Las previsiones para 2024 podrían variar según las medidas antiinflacionistas que el Gobierno tome. Con un aumento esperado en los gastos, será difícil compensarlos sin elevar los precios, lo que podría frenar el crecimiento económico y del empleo.

El año 2024 se presenta desafiante para los autónomos españoles, con un entorno económico complejo, mayores costos y perspectivas de crecimiento limitado. A medida que se avecinan los cambios fiscales y se mantienen algunas ayudas, el panorama laboral para este colectivo es incierto y se prevé un crecimiento económico y de empleo más lento de lo esperado.