Sentencia firme: nulidad de la comisión de impagado de la financiera el Corte Inglés

El Corte Inglés
El Corte Inglés

El Juzgado de Primera Instancia número 1 de Cádiz ha emitido una sentencia firme que declara nula la cláusula de comisión de impagado aplicada por la Financiera El Corte Inglés en sus tarjetas de crédito, afectando a más de un millón de tarjetas en España.

Esta decisión judicial responde a la demanda de un consumidor, quien fue cargado con más de 280 euros en comisiones, además del interés de demora, por no poder atender parte de su recibo.

Una cláusula abusiva según la justicia

La sentencia estima que la cláusula que permite a la financiera cobrar un 1,50% del importe del recibo impagado, con un mínimo de 1,80 euros, infringe la normativa protectora de consumidores y la jurisprudencia del Tribunal Supremo. Este fallo se basa en la jurisprudencia previa de la Audiencia Provincial de Cádiz y declara la nulidad de dicha cláusula por considerar que no se ajusta a los servicios realmente prestados por la entidad financiera.

Implicaciones de la sentencia

La sentencia, que ya es firme, pone de manifiesto la importancia de que las comisiones bancarias obedezcan a un servicio efectivamente prestado y que no se impongan de forma automática. Además, critica la práctica de cobrar intereses de demora y, simultáneamente, aplicar una comisión por impagado, considerándolo un doble castigo para el consumidor.

 

Un precedente para consumidores

El abogado del caso, José Luis Ortiz Miranda, señala que esta sentencia podría abrir los ojos a muchos consumidores, al demostrar que la cláusula de comisión de impagado aplicada por la Financiera El Corte Inglés, presente en el 100% de sus tarjetas actualmente vigentes, ha sido declarada nula. Ortiz subraya la necesidad de que las entidades financieras se comuniquen adecuadamente con los consumidores antes de aplicar este tipo de comisiones, especialmente en situaciones de dificultad económica o personal.

Esta decisión judicial no solo afecta a los usuarios de tarjetas de El Corte Inglés sino que también envía un mensaje claro a las entidades financieras sobre la necesidad de cumplir con la normativa de protección al consumidor y evitar la imposición de condiciones abusivas. La sentencia destaca la importancia de una contratación transparente y justa, que no imponga cargas indebidas a los consumidores, especialmente en momentos de vulnerabilidad económica.